Home - Empresas - Conoce más sobre la alúmina

Conoce más sobre la alúmina

Posted on 19 Junio, 2017 in Empresas

La alúmina pura, también llamado óxido de aluminio anhidro, se obtiene químicamente por calcinación. Además, existe una variedad de tipo mineral anhidra, de nombre corindón. Si se utiliza en los esmaltes como fuente directa de aluminio, aumenta la viscosidad de los mismos, además de su rango de cocción y su tendencia a cristalizarse.

Funda a unos 2040 grados centígrados, siendo insoluble en agua y soluble de forma ligera en ácidos y bases fuertes.

Es junto con la sílice el componente de mayor importancia a la hora de constituir las arcillas y esmaltes, dándoles resistencia y aumentando la temperatura de maduración. En la naturaleza existen en forma de esmeril y corindón. Cuenta con la particularidad de que es más duro que el aluminio y su punto de fusión son 2072 grados centígrados frente a los 660 grados centígrados del aluminio, por lo que la soldadura se hace a corriente alterna.

Existen de cuatro tipos para el uso cerámico:

  • Alúmina tabular: tiene una riqueza en alúmina cristalizada de cerca del 100%.
  • Alúmina calcinada: presenta varios tipos según el grado de calcinación que tenga, menos pura que la tabular.
  • Alúmina fundida: se produce la fusión en un horno de arco eléctrico.
  • Alúmina hidratada: se utiliza bastante en cerámica por la alta reactividad. En su alto punto de fusión se usa de forma común como capa intermedia entre las piezas a cocer y los soportes y placas refractarias en el interior de los hornos (se suelen pintar los refractarios con una pasta de alúmina de tipo hidratado). Hay algunos tipos de minerales, caso de la bauxita, o el diásporo, que tienen un contenido de agua que va desde una a tres moléculas.

Debemos tener en cuenta que la Alúmina es, de forma general, un elemento excelente que permite que se pueda realizar un control del brillo o los matices de los esmaltes. Otra de las funciones más importantes es impedir la desvitrificación. La Alúmina aumenta la refractariedad, opacidad y la resistencia a los ataques químicos, encargándose de endurecerlos.

Entre las fuentes principales que son más asequibles destacan los feldespatos, caolines, arcillas, pegmatita, corindón y nefelina sienita.

Principios básicos en el proceso de remoción del arsénico con Alúmina activada

La alúmina activada que suele usarse en los tratamientos de agua no es sino una mezcla de óxidos de aluminio amorfo y gama (AL 203), que está preparada por deshidratación de hidróxido de aluminio (AL (OH) 3) a unas temperaturas que pueden oscilar de los 300 grados a los 600 grados centígrados. El área superficial se encuentra en un abanico que va desde los 50 a los 300 m 2/g.

El proceso de remoción del arsénico que se produce gracias a este mineral, hace que los iones contaminantes se intercambien con los hidróxidos que se encuentran localizados en la superficie de la propia Alúmina.

Un de los factores más importantes en el proceso de remoción del arsénico, es el estado de oxidación en el que se encuentra el elemento. Si se quiere conseguir la remoción efectiva del arsénico en las aguas subterráneas, el arsenito debe ser oxidado a arsenato.